jueves, octubre 11, 2007

Un producto básico



Hola a todos, soy una ex alumna de Esther y me llamo Eva (Eva I). Desde aquí me gustaría decir a la nueva generación de referentes que con esta asignatura no encontrarán tiempo para aburrirse porque encontrarán referentes en todas partes, hasta en los objetos más cotidianos. De hecho, ¿qué véis en la imagen? Efectivamente una PASTILLA DE JABÓN.

Seguro que os preguntaréis, ¿y eso qué tiene de referente? Pues ni más ni menos que los romanos emplearon la primera pastilla de jabón para asearse. Se trataba de una pasta espumosa a base de grasa de cabra y de ceniza de saponaria. Hay otra versión que dice que los romanos pudieron frotar sus cuerpos con aceite de oliva y arena, y lugo con un raspador, llamado strigil, se quitaban la arena y el aceite de oliva junto con la suciedad, la grasa, y las células muertas de la piel.

En conclusión que nosotros pensábamos que el jabón era un producto reciente y existía desde la antigüedad clásica.

Eva López
Castellón.

4 comentarios:

Ana dijo...

¡Qué alegría leerte de nuevo, Eva! A eso se le llama estar enganchada, porque encontrar un ratito para dedicarnos un post es algo muy meritorio. Muchísimas gracias.

A propósito de lo del jabón, se me ocurre otra curiosidad que los que hayáis estado en el taller de cosmética de los Ludi Saguntini o en el Camp d'Aprenentatge de Tarragona seguro que recordáis. ¿Qué utilizaban los romanos como potente limpiador que es además un gran desinfectante? Una pista, era muy valorado el que procedía de Hispania. Parece que además hay una terapia muy antigua asociada a su uso ...

Ankh dijo...

No hay de qué. Además todavía me quedan referentes por publicar. Casi todos los días encuentro uno o dos.

Esther dijo...

Eva, corazón, no hace falta que te diga lo orgullosa que me siento al ver qu sigues encontrando Referentes y compartiéndolos con todos nosotros.
Eectivamente, el nacimiento del jabón se pierde en los tiempos:
Los restos más antiguos de jabón se encontraron en unos tarros de arcilla de origen babilónico alrededor del 2800 a. C.
Los griegos tomaban baños pero parece ser que en vez de jabón utilizaban bloques de arcilla, arena y ceniza.
En Roma, una leyenda deriva su nombre del Monte Sapo, donde parece ser que se mezclaron la grasa de los numerosos sacrificios animales con las cenizas de la madera de las ceremonias.
Y efectívamente, como bien dices,los romanos se embadurnaban con esa mezcla y se raspaban con el strigilis, finalmente se frotaban con un preparado a base de hierbas.
Mencionas la saponaria ¿Podría alguien decirme qué es?
En Roma, el jabón se conocía, ya Galeno lo utilizó ¿Con qué fines?.
Seguro que más de uno habéis visto a vuestras abuelas fabricar jabón ¿Recordáis cómo lo hacía?
Bueno, Eva, esperamos tus nuevas aportaciones, seguro que sigues sorprendiéndonos.

Isra dijo...

Eva, olvidas comentar que la exfoliación tampoco es algo nuevo.