martes, enero 06, 2009

La historia de Camelia y Marcelino

Esta es la historia del gran amor de la joven princesa Camelia, hija del rey de Aquitania.
Ocurrió que un dia llegaron a palacio los tripulantes de una flota extranjera perteneciente a una lejana corona para negociar con el rey Ramiro II . Uno de los integrantes de dicha flota era Marcelino, un joven fornido y de semblante serio que era el mensajero del rey de Toga. Marcelino junto al resto de la tripulacion pasaria una semana en el placio real, antes de regresar a Toga , y en este tiempo surgió el encuentro con la apuesta princesa, esta desde un primer momento se sintió atraida por el joven Marcelino, pero esta atraccion no era correspondida, además habia otro problema, y es que la joven estaba apunto de contraer matrimonio con un anciano elegido por su padre. El caso fue que uno de los compañeros de Marcelino celoso amenazó a la princesa con contar al rey como habia tratado de tener relaciones con Marcelino si no se acostaba con él y esta temerosa de ser castigada con la muerte decidió envenenarlo, a él y a Marcelino para que no pudiera confesar. Al dia siguiente la sorpresa fue enorme al haber sobrevivido Marcelino a los efectos del brevaje, pero ya no habia problema, las negocicciones habian terminado y pronto partiría de vuelta a Toga , el peligro habia pasado, así Marcelino se marchó y la princesa se casó con el anciano sin llegar a olvidarse del joven Marcelino. Pocos años después el anciano falleció y Camelia sin dudarlo fue en busca de su amado, quien estaba sumido en una fuerte depresión ya que por guardar las formas y mantener su honor rechazó a quien podría haber sido la mujer de su vida. Cuando Marcelino la vió entrar por la puerta su semblante cambió y la recibió con un cálido beso , no tradaron en casarse y se dice que fueron a pasar el resto de sus dias a una isla desierta , lejos de las presiones y apariencias de la sociedad.

8 comentarios:

Cristina Mas dijo...

Me suena la historia, pero ahora mismo no caigo!
He estado leyendo mitos y ninguno se asemja a esta. Danos alguna pistilla ¿no? xDDD!

pablo dijo...

Alrededor de su casa habia béstias que realmente eran inofensivas

Silvia dijo...

Sigo sin tener idea :|

pablo dijo...

Esas béstias eran fruto de su magia, víctimas.

ester dijo...

Se necesita otra pistaaaa

Anónimo dijo...

Hija de Helios...

eviita dijo...

Jojojo! Entonces es el mito de circe, ¿no?xD

pablo dijo...

Sí!!!!!!!!!!!