martes, febrero 26, 2008

Trabajo de San Valentín


TRABAJO PARA EL DÍA DE SAN VALENTÍN

Para mi trabajo de San Valentín he querido compartir una historia con vosotros que si bien el final no se parece al mito de Píramo y Tisbe, el principio sí y mucho.


La protagonista se llama María y nació en 1923.


El protagonista se llama Juan y nació en 1926.


Ellos se conocieron allá por el año 1947 y fue un flechazo, se enamoraron nada más verse. Pero como la vida es muy injusta contaron con la oposición de sus familias desde que se lo contaron. Pues la familia de ella tenía más dinero y además él era marinero y siempre se ha dicho de ellos que tienen un amor en cada puerto. Lo único que podían hacer era quererse en secreto, pero un día él tuvo que abandonar la ciudad por trabajo, oportunidad que aprovecharon los padres de ella para presentarle un chico “a su altura”, Rafael. Obligaron a María a verse con él para conocerse mejor etc., y así siguió la situación durante el 48. Un día él fue a verla como muchas otras tardes e iba muy acalorado, nervioso y alterado, se pusieron a discutir y él intentó pegarle. Ella con su valentía y genio les dijo a sus padres que no se casaría con un hombre así y que si tanto les gustaba, que se casaran ellos con él. Esperó un mes la vuelta de Juan (Julio 1948), le contó lo ocurrido y al estar ya todo solucionado, pues ella después del altercado no volvió a ver a Rafael, le dijo que quería estar con él y que lo quería. Así que se pusieron a salir juntos.



A principio del año siguiente él cambió de trabajo a un campo de arroz donde en febrero del mismo año enfermó de tuberculosis. Entonces le envió una carta a María y le dijo que no la quería y que siguiera con su vida porque ahora que estaba enfermo no podía esperar que nadie le quisiera. Ella respondió a su carta diciéndole que le quería muchísimo y que siempre le esperaría, que no la había engañado ni por un momento con eso de que no la quería. Tras esto en 1950 su enfermedad se agravó y lo internaron en un hospital en la ciudad donde ellos vivían. Cuando se entera, María lo va a visitar y le dice lo mucho que lo quería y que quería seguir con él.
Gracias a su apoyo él se recupera y en 1953 sale del hospital y se casan, en 1954 tienen su primera y única hija, Mari Carmen.







La crían juntos, la ven crecer, hacerse mayor, enamorarse, casarse…






Y por fin en 1976 Mari Carmen tiene su primer hijo, el primer nieto de Juan y María.





Dos años después nace la segunda nieta de los protagonistas, que Juan no conoce pues muere tres meses antes de su nacimiento.



María intenta sobreponerse de su muerte apoyándose en su hija y sus nietos. Y cuando ya creía que no habría más nietos, Mari Carmen se vuelve a quedar embarazada y en 1990 nace su tercera nieta.
(EN ESTA FOTO YA TIENE UNOS AÑITOS 2 COMO MUCHO)

Sé que la mayoría de vosotros no la reconoceréis, por supuesto, pero esta niña tan guapa, simpática etc., que aparece a bajo de blanco SOY YO. Sí, Mari Carmen es mi madre y ésta ¡es la historia de mis abuelos! ¿SORPRENDIDOS?
Bueno y como a todos nos llega la hora en 1994 mi abuela murió víctima de un cáncer en los huesos.
He querido contar ésta historia porque aunque el final es completamente distinto al del mito, no me parecía bien contar una historia trágica precisamente el día de San Valentín, que supuestamente es un día lleno de amor y felicidad para mucha gente. Por ello he contado una historia de amor con un poquito de todo, pero sobretodo de un amor de todo la vida, de dos personas que se quieren y que por mucho que las familias lo intenten o la distancia y una enfermedad se interponga entre ellos salen victoriosos y se quedan juntos hasta que sus días en la Tierra se acaban. Estas son las razones que me han llevado ha compartir con vosotros esta historia de amor tan bonita desde mi punto de vista.

15 comentarios:

Cris dijo...

Bueno que sepáis que me da un poco de vergüenza poner este trabajo, no sé como es de mi familia y eso... Pero Ana me dijo que lo colgara... En fin el día que se exponía yo estaba enferma no sabía que habían hecho los demás ni si era esto lo que Ana pedía para el trabajo... jejeje pero al pedirme Ana que lo publicara pues eso he hecho.Espero que os guste.

Ana dijo...

Espero que ahora comprendáis porque insistía en que lo publicara y las palabras que os he dedicado esta mañana (a los de Benicàssim).

Es una historia preciosa, Cristina, merecedora de convertirse en mito. Muchas gracias por hacernos partícipes de ella. A mí me parece genial que puedas usar este espacio para compartir cosas tan hermosas. Nos enriquece a todos.

Como dices, el principio recuerda a la historia de Píramo y Tisbe, y así hubiera sido si no es por la tenacidad de tu abuela. Parece que la realidad puede superar en ocasiones a la mitología, incluso la griega :-)

P r i a p o dijo...

Y además su abuela era un tanto Penélope, por la espera y fidelidad.
Personalmente me ha encantado la historia, cuando se trata de amor nada me desagrada, sin quitarle méritos a tu post claro, enhorabuena.

Isabel Romana dijo...

Esto demuestra que las historias de amor no son tan raras como a veces parece. Creo que deber�amos pensar mucho m�s en nuestros antepasados y nos dar�amos cuenta de c�mo hemos llegado hasta aqu�. Felicidades por el modo en que la has contado. Saludos cordiales.

miri dijo...

Me alegro muchisimo de que por fin encontraras el trabajo q tanto nos costó encontrar a todos...Tu historia es muy especial y me alegro de que te hayas decidido a publicarla.
Creo que con estos trabajos, por lo menos a mi, Anna nos está haciendo ver que cada persona es diferente y que tres historias pueden llegar a enfocarse desde diferentes puntos de vista.Como no, el trabajo de San Valentín no fue para menos, y creo que todos nos dimos cuenta de lo originales que podemos llegar a ser.De unas 15 personas, cada trabajo fue totalmente diferente.IMCREÍBLE

BESOS

Cristian dijo...

Por un casual error, me llegó su presentación a mi correo, como le comenté a Ana, me ha gustado mucho su historia, no hay el por qué de su vergüenza, al contrario, nos has dicho, bajo una linda historia, cómo has llegado hasta aquí, de donde vienes y basados en sus raíces podríamos suponer, en términos generales, el “como eres…” .
Desde muy lejos, Costa Rica - Centroamérica, les envío un saludo, espero que continúen con sus escritos…

Esther dijo...

Las historias que se cuentan con el corazón, Cris, nunca nos deben avergonzar, al contrario, debes sentirte muy orgullosa por tener unas raíces tan firmes y profundas. Esta historia no solo nos recuerda el mito, sino que también tiene su moraleja.....¿alguien sabe a qué me refiero?

Esther dijo...

Isabel, para todos nosotros es un privilegio contar contigo en nuestro espacio, últimamente estamos enganchados a tu maravillosa historia y deseando participar en esa fiesta femenina.
Un saludito muy efusivo.
Cristian,a veces los hados juegan con nosotros y nos ofrecen estas casualidades quizás simplemente para deleitarte con la lectura de este sencillo pero a la vez entrañable posts o quizás para darte a conocer nuestro blog. Cuando quieras visitarlo, e incluso dejar tus comentarios, sabes que siempre serás bien recibido.
Un saludo a ese bonito país que es Costa- Rica.

Cris dijo...

Bueno muchas gracias a todos, no esperaba que os gustara tanto el post... Muchas gracias a todos jajaja. Vaya coincidencia lo de el post que le llegó a este chico de Costa Rica, ¿no? vaya cosas que tiene la vida jajaja

Näylâ dijo...

OOOOhhh que bonito!!!separados por la distancia...:( es cierto lo que decía Lucas,que tu abuelita parecía un poco Penélope,ambos se esperaron y consiguieron reencontrarse y mira!!ahora aquí te tenemos!!^^ me ha encantado esta história...podriamos rodar una peli con esta história y todo!jajajaj
Es preciosa de verdad no me extraña que Ana insistiese en que lo colgases!

Muahhh!

xauXAUXau^^

mayte dijo...

Muy bien Cristina!!! =)
Es una historia super bonita, como tu decías el principio sí que se parece al de Píramo y Tisbe aunque el final ya no (aunque mejor así ehh) :) sabes a lo que me refiero no??

Esta asignatura de referentes clásicos nos está abriendo los ojos para ver que todo tiene su sentido y todo tiene unos porqués. Quien se iba a imaginar que los abuelos de Cristina vivieron a su manera el mito de Píramo y Tisbe??
El post ha sido muy original!! Enhorabuena!!!

Näylâ dijo...

de verguenza nada por cierto!!!

Cris dijo...

Gracias, gracias... Oye la idea de Nayla de hacer una peli no está mal... Aunque en lugar de peli podríamos hacer una especie de teatrillo en clase, ¿no? se podría mirar jajaja

K@RoL dijo...

Bueno...por segunda vez escribo el comentarioo que no me ha dejado publicarlo!!!

Ostrass Cristinaa!!! Que trabajo mas chulo!! enserio...está super bien y currado!!
Palabras como las que nos dijo Ana el otro día son merecedoras con trabajos como este!!
Creo que este primer trabajo de esta evaluación es el mas original que hemos realizado!!! trabajos como el tuyo...trabajos divertidos como el de Nayla...poemas, dibujos, musica...ufff!!! lo que hace el amor!!jajaja

MUCHAS FELICIDADESS POR EL POSTT!!!


BESOS!!

Isra dijo...

Pues ya no sé qué decir. La historia es verdaderamente conmovedora y como ya han dicho la realidad supera al mito.
La has contado muy bien y de todo corazón, por lo tanto la vergüenza debe quedar para aquellos que no se atreven a hacerlo.